El multiverso en Mr. Nobody

multiverso

La noción de multiverso fue introducida por el psicólogo William James en 1952, pero no fue sino hasta que el término se incorporó a la física cuántica cuando se puso en boga.  En principio, nos enfrentamos a un hecho que parece simple, pero que realmente tiene una complejidad importante. Así como cuando hablamos, elegimos cada una de nuestras palabras y descartamos muchas otras que forman parte de un mismo campo semántico, nuestras decisiones ante la vida nos van llevando por caminos específicos. Y muchas veces nos encontramos pensando en “que sería de mí si hubiese hecho tal cosa o tomado aquella decisión”. Desde decidirse a declararse a la persona que te gusta, hasta comenzar a estudiar una carrera de tu gusto, en lugar de la que te conviene o te dicen tus padres, todo determina un horizonte o un espectro de múltiples posibilidades de vida.

¿Pero qué tal si todas esas decisiones no fuesen exclusiones, sino alternativas distintas en otra dimensión o un universo paralelo? De eso se trata la película de Jacob Van Dormael «Mr. Nobody», en la que su protagonista, interpretado por Jared Leto, vive diversas vidas paralelas, pero que de alguna manera se conectan. Todo depende una decisión. Una estación de tren, una decisión vital de un niño, se va con la madre o se queda con el padre. Cualquiera de las dos será un universo distinto, determinará su futuro, sus relaciones personales, su profesión, sus luchas particulares, sus causas comunes, etc.

La teoría de los multiversos tiene su sustento en la teoría de cuerdas, que refiere que todo átomo tiene diversas dimensiones. Esta teoría que asume que las partículas materiales aparentemente puntuales son en realidad «estados vibracionales» de un objeto extendido más básico llamado «cuerda» o «filamento”.

Como estado vibracional entendemos que un estado de excitación permanente de las partículas, que permiten estar en varias dimensiones en una unidad espacio tiempo.

 

Las vidas posibles de Mr. Nobody

En este contexto, nos encontramos con un escenario de múltiples universos. Según algunas teorías, el universo tiene forma plana y está en permanente expansión, pero debido a que el número de formas existentes son finitas, en algún punto del universo este comienza a repetirse, por lo que si avanzáramos en esa línea, nos encontraríamos con otro yo, en otro universo.

Eso es lo que sucede en la película Mr. Nobody en la que el personaje principal nos lo muestra en diversas situaciones y en vidas totalmente distintas, pero que se vinculan de alguna manera. Es decir, elementos propios de su universo están latentes en cada una de ellas, pero las decisiones van definiendo la forma que esa vida va tomando en cada momento.

En otra película que hemos comentado anteriormente, también se produce un fenómeno relacionado, es el caso de Interestelar, en la cual el protagonista viaja a través de un agujero de gusano y se encuentra en un universo de quinta dimensión, en el cual el espacio tiempo lo conecta con puntos de su propia vida que ya había vivido y con los que establece una conexión, que ya es consciente, pero estaba viviendo al mismo tiempo.

En el caso de Mr. Nobody es una teoría nació de varios estudios y postulados, el más conocido, es la Teoría de Cuerdas (que deriva en la Teoría M), la cual postula que los quarks (partículas de las cuáles se componen las partículas sub atómicas) están compuestos por pequeñas cuerdas que oscilan a diferentes frecuencias y que le dan su «identidad» a la partícula. Esa cuerda puede moverse incluso hasta en once dimensiones y tener, incluso, el tamaño del universo. Es decir, que partiendo de esto, pudiéramos pensar que nosotros mismos, como elementos constituidos por membranas y partículas, nos estamos expandiendo también en el universo en diversas dimensiones y ocupamos una complejidad de espacio tiempo, del cual no estamos conscientes.

No se trata entonces de vidas paralelas, literalmente, sino de vidas en dimensiones distintas, que pueden variar levemente con la que estamos viviendo o puede ser totalmente distinta. Por ejemplo, en una dimensión podríamos ser multimillonarios, en la otra podríamos vivir en la absoluta miseria, todo debido a las decisiones o situaciones que no toquen vivir en cada una de esas dimensiones o vidas posibles.

En Mr. Nobody la narración de las vidas del personaje central, protagonizado como dijimos por Jared Leto, son presentados por un anciano, el último mortal que habita la tierra, ya que los demás son inmortales, aunque no se explique la manera en que han alcanzado la inmortalidad. Nemo, que es el nombre del anciano, va contando sus vidas a un periodista, pero entre una y otra se duerme, cada vez que retoma la historia, cuenta una versión distinta de su vida. Cada una de ellas se produce y desarrolla de acuerdo a las distintas decisiones que toma en la vida. Desde el momento crucial en que en la estación del tren decide si se va con la madre o se queda con el padre, luego de que estos se separen, se suceden una cantidad de vidas posibles que se nos van presentando alternadamente a lo largo de la película.

La paradoja de Schöndinger

 

De esta manera, esta película nos ayuda a comprender de una manera bastante amena toda esa enmarañada explicación de la Teoría de Cuerdas o de la noción de lo que es el significado de Multiverso. Estas teorías también están relacionadas con el dilema de “El Gato de Shöndinger”, que apunta a la teoría de la superposición. La paradoja de Schrödinger plantea un sistema que se encuentra formado por una caja cerrada y opaca que contiene un gato en su interior, una botella de gas venenoso y un dispositivo. Este contiene una sola partícula radiactiva con una probabilidad del 50% de desintegrarse en un tiempo dado, de modo que si la partícula se desintegra, el veneno se libera y el gato muere.

Cuando finaliza el tiempo establecido, las probabilidades de que el gato esté vivo o muerto es del 50% para cada caso. La mecánica cuántica nos indica que la descripción correcta del sistema en ese momento será el resultado de la superposición de los estados vivo o muerto. Que solamente podrá ser dilucidado una vez que se abra la caja y se sabrá el estado del animal.

De modo que en el caso que nos ocupa, la superposición entre un evento y otro está latente de acuerdo a las probabilidades que tenemos  de que una cosa suceda y desencadene entonces una sucesión de eventos que determinarán el curso de cada vida en la dimensión en la que se está desarrollando.

SHARE THIS

1 COMENTARIO

Los comentarios están cerrados.