Sepa por qué Dorian es un huracán de gran devastación

HURACAN


El huracán Dorián que ha azotado a las Bahamas y se dirige lentamente hacia el estado de Florida, en Estados Unidos, ha tenido desde su formación algunos comportamientos que lo hacen un huracán poco común en sus comportamiento e impacto.
Inicialmente se había trazado su trayectoria en dirección a Florida, posteriormente se hizo una rectificación y se le encaminó hacia el estado de Carolina, pero luego retomó curso al estado de Florida
El domingo 01 de septiembre ya se había convertido en el huracán más fuerte de todo el año, cuando impactó a las islas Abaco en Las Bahamas, con una categoría 5 en la escala de Saffir-Simpson, su nivel más alto, causando destrucción generalizada a la insfraestructura de la isla, convirtiéndose en el peor huracán que haya tocado la isla desde que se tenga registro.

El polvo del Sahara y su efecto en el huracán Dorian


El polvo que se origina en el desierto del Sahara viaja a través del océano Atlántico y llega hasta el Caribe. En el mes de agosto alcanzó uno de sus niveles máximos, pero en septiembre se espera, como es habitual, que disminuya su presencia en el Caribe. Ese polvo tiene un impacto directo en la formación de los huracanes.
En el caso de Dorian, el polvo del Sahara hizo que se mantuviera de baja categoría cuando comenzó su trayectoria por el Caribe, pero al avanzar hacia la zona más al norte, donde la incidencia del polvo disminuye, fue aumentando su fuerza y su consecutivo aumento de categoría.
Otra de las características del huracán Dorian es que se mueve con mucha lentitud, prácticamente a la misma velocidad a la que camina una persona (el promedio es de 6 km/h), incluso mucho menor, ya que ha tenido velocidades de hasta 1,6 a 2 km por hora, pero sus vientos han alcanzado hasta los 330 kilómetros por hora. Aunque este lunes se registró un descenso en la intensidad de sus vientos, incluso bajó a categoría 4.
La lentitud de su desplazamiento incrementa su capacidad destructiva, ya que permanece más tiempo en un lugar descargando la furia de sus vientos.
Según el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH), el huracán descendió este lunes situándose en la categoría 4, con vientos sostenidos de 250 km/h, según el Centro Nacional de Huracanes (CNH, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos.
El Mar Caribe se convierte en esta época del año en un escenario de huracanes recurrentes, este año, debido a diversos factores como el fenómeno del niño, la presencia importante del polvo del Sahara, ha demorado la aparición de estos fenómenos naturales.
En los últimos años, varios huracanes han sido potencialmente destructivos, uno de ellos el huracán María, que en 2017 casusó graves daños a Puerto Rico. Ese año fue particularmente intenso en la generación de huracanes.
Un poco más atrás, en 2005, el huracán Katrina causó destrucción y daños económicos sin precedentes en los Estados Unidos, especialmente en New Orleans, que fue duramente azotado por su ferocidad.
El huracán Irma en 2017 también causó daños masivos y enormes pérdidas económicas en diversos países a su paso destructor por esta zona del planeta.
Ese año, incluso, se produjo un fenómeno muy peculiar, al mismo tiempo había tres huracanes activos en el Caribe, «Irma», «Katia» y «José», este fenómeno de tres huracanes al mismo tiempo se han producido en los años 1893, 1926, 1950, 1961, 1967, 1980 y 1995, 1998, 2010 y el último en 2017.


SHARE THIS